Inicio » Crónicas » Toda la acción de las SEMIFINALES

Toda la acción de las SEMIFINALES

Cuatro equipos disputaron las Semifinales de la apasionante Copa Cosa de Serranos, y solo dos de ellos tendrán la chance de disputar la gran final por el viaje al Nacional de Mar del Plata. A continuación, las crónicas de esta gran fecha que tuvo goles de todos los colores.

 

 

 

Los Consagrados 2 Vs Todos Contra la Pared 0

Buscaran consagrarse una vez más

Por Agustin Hermina

Un sol tímido irradiaba el campo de juego de la bella quinta Bonsignore y de a poco lo que venía siendo una mañana fría empezaba a tomar temperatura. Pero claro, como no iba a calentarse el terreno si se venían las dos semifinales de la siempre apasionante Copa Cosa de Serranos y la acción sobre el verde césped era  inminente. Saltaban a la cancha Los Consagrados y Todos Contra la Pared dispuestos a dar todo para meterse de cabeza en la final.

El partido comenzaba muy cerrado, TCP hizo un planteo defensivo desde los primeros minutos con dos centrales bien parados, Sebastian Tavernini y Emanuel Diaz, un cinco tapón, Tincho Valenti, y la ayuda permanente de sus dos delanteros, Nico Adorno y el zurdo Elizalde que daban una mano replegándose por las bandas.

Por el otro lado Los Consagrados intentaban desplegar su juego con Julio Crispin tirado a un lado, Yoel Gonzalez punzante por el centro, y con sus defensores adelantados, Santiago Brazola y Nicolas Olivan. Arriba esperaba Diego Puertas su posibilidad.

Durante los primeros 15 no hubo mucha acción, un disparto de Julio Crispin que pasó cerca y otro de Yoel Gonzalez que también avisó conformaron la poca acción de estos minutos. TCP intetaba hilvanar contras rápidas pero hasta el momento sin efectividad.

Santiago Barzola remató de lejos y cacho Cazaux voló espectacular para la foto, pero el remate se fue arriba del vértice izquierdo. El primer tiempo no tuvo más, cerrado y trabado son adjetivos que le calzan justo a estos 25 minutos donde Los Consagrados buscó tocar pero la marca de TCP interrumpió los circuitos de juego.

En el complemento la configuración iba a ser parecida, aunque el cansancio pasaba factura y aparecerían algunos espacios. Juan Cruz Dastugue iba a rematar muy liviano y el portero Carlos González retuvo sin problemas. En la réplica Yoel Gonzalez tuvo una chance clarita pero la bocha daba en el palo y salía. Los Consagrados se adelantaban en el campo, Julio Crispin remató fuerte pero apareció el otro buen portero que tiene TCP, Leo Miotti, para atenazar la bocha. Era un disparo difícil porque el uno estaba muy tapado.

Era un partido intenso donde había que tener mucha cabeza porque el reloj apretaba y a esta altura cualquier error podía costar el pase a la final. Y el que tuvo cabeza fue Diego Puertas, que conectó un centro de Yoel Gonzalez y la mandó al encuentro con la red. Enseguida el equipo tuvo la chance de liquidarlo desde el punto penal, pero el 11 la tiró ancha sobre el palo izquierdo de Miotti.

TCP reaccionó, el zurdo Elizalde iba a rematar de media distancia y CLANK!, la pelota reventó el palo que todavía debe estar vibrando. “Que mufado está el lichu con los palos” soltó uno en el banco de Todos Contra la Pared que lo sufría como hincha.

Sobre el final tras asistencia de Crispin el once Consagrado se redimió y abrió el pie para poner el dos a cero definitivo. Fue victoria de Los Consagrados que supieron ganar un partido muy difícil y meterse de lleno en la final. TCP resultó ser un gran rival y se despidió de la Copa con la cabeza en alto.

Figura: Julio Crispin. El diez de los Consagrados jugó un partido bárbaro, tocó, fue a buscar, se mostró y volvió a tocar. Jugó e hizo jugar, probó y busco incansablemente. Por eso se lleva la máxima del encuentro en una victoria muy apretada de su equipo.

 

 

 

 Deportivo Estrella 4 Vs Bonsi 1

La Estrella en la Final

Por Agustin Hermina

En la cancha paralela donde se disputaba la otra final se daba un choque entre dos equipos que han demostrado merecer un lugar en la final. Deportivo Estrella y los Bonsi saltaban al campo de juego para disputar esta gran semifinal en lo que iba a ser un partido durísimo.

En la primera mitad Deportivo Estrella salió mejor a la cancha, bien parado en defensa con Cristian Ferraiuelo y José Lemos,  con salidas rápidas de Agustin Cejas, y con Francisco Solle hostigando el área rival, planteaba un partido ofensivo pero resguardado. Los Bonsi intentaron hilvanar juego desde los pies de Franco Bonsignore, y tenían en sus filas el regreso del goleador Bruno Golinelli,  además de los aportes ofensivos de Ramiro Gonzalez sobre la derecha.

La primera estuvo en los pies de Bruno Golinelli, el nueve de los rojos probó de lejos pero la pelota se fue ancha. En la réplica, a los cinco minutos de juego, apareció Franco Alonso, el cuatro conectó un centro de Francisco Solle y abrió el marcador de manera tempranera para darle tranquilidad al equipo.

El equipo Bonsi tuvo la chance de empatar, Franco Barella probó de lejos, la esférica se desvió y casi se le cola al portero pero terminó saliendo cerca del poste. Después Ramiro Gonzalez iba a avisar de cabeza pero salvó el arquero Juan Bravo que daba el presente en el partido.  Cuando Los Bonsi empujaban y parecían que iba a caer el empate, apareció Cristian Ferraiuelo, el capitán azul ejecutó un tiro libre violento desde lejos y marcó un golazo para estirar la ventaja.

Para avivar la llama de la esperanza apareció Ramiro Gonzalez, el dos conectó un centro de franquito Bonsignore y descontó una unidad en el marcador para dejar el pase a la final en suspenso. Y casi lo empató cuando Golinelli tuvo un mano a mano, pero el arquero se revolcó en el piso para tapar esa bocha y dos rebotes consecutivos, tremendo lo de Juan Bravo que sostuvo desde el piso la ventaja que seguía pendiendo de un hilo.

Apareció en escena Agustin Cejas, sobre la derecha el once azul tiró dos caños divinos en velocidad y se fue mano a mano pero apareció Diego Perez abajo para quedarse con lo que era un golazo. Pero el once tuvo revancha y en la consecutiva la mandó a guardar, remató fuerte y a cobrar, tres a uno a favor antes del cierre del primer tiempo.

En el complemento Los Bonsi fueron a la carga y empezaron a meter, incluso a meter un poco de más. Algunos foules fuertes obligaron al juez a revolear el cartón amarillo y el equipo rojo estaba al borde del penal por acumulación de faltas. También tuvo llegadas peligrosas, en los pies de Belisario Durañona el equipo Bonsi tuvo dos jugadas consecutivas, y otra en los pies de Golinelli que casi culminan en gol, pero otra vez apareció Juan Bravo para denegar la petición.

Belisario Durañona pegó un tremenda murra yendo al piso y se fue de boca contra el juez del encuentro, que le mostró una merecida roja y lo mandó a las duchas. Para colmo de los rojos resultó en la séptima falta que Francisco Solle cambió por gol desde el punto donde se ejecuta la pena máxima.

Con un jugador menos, y con el partido muy trabado, Los Bonsi iban a tener una más, hermosa pared levantaron Gollineli y Barella para que el primero quede mano a mano pero Juan Bravo se agazapó como arquero de handball para quedarse con la bocha y evitar el descuento.

No hubo tiempo para más, Deportivo Estrella demostró efectividad y firmeza para bancarse un partido durísimo y llevárselo por una amplia diferencia, cerrando una victoria azul cuatro por uno.

Figura: Agustin Cejas. El once azul la dejó chiquita, marcó un gol, y armó un lio tremendo sobre la banda derecha. Tiró caños, gambeteó, generó peligro cerca del área rival y utlizó su velocidad y desequilibrio para darle aire al equipo cuando lo necesitaba. Se lleva la máxima del encuentro en un partido muy duro.

Comentarios

comentarios