Inicio » Crónicas » La Caravana ganó una final anticipada

La Caravana ganó una final anticipada

LA CARAVANA MÁGICA 4-3 INTOCABLES

Por Valentín Fernández Michelini

Un clásico serrano histórico que quedará para el recuerdo dado que por historia y presente se enfrentaban los dos mejores equipos de la Copa Cosa de Serranos. En una nueva muestra de esa mística especial que tiene en este torneo, La Caravana Mágica levantó un 0-3 en el segundo tiempo y se resignó a jugar la Intermedia para volver a clasificarse a la A-1 y mantenerse nuevamente con chances de ser el mejor del campeonato.

Quizás a sabiendas de que el empate lo clasificaba a la máxima categoría y que su rival estaba obligado a ganar, Caravana salió más relajado al partido y lo padeció durante gran parte del encuentro. Hubo que sufrir y mucho, porque Intocables estaba haciendo un partido perfecto, que se le terminó escapando de manera increíble.

Las dos primeras las tuvo Caravana con dos jugadas propicias del centrodelantero Gonzalo “Pocho” Franco. Intocables, con Deanes de 2, se apoyaba mucho en la potencia y el aguante de Diego Ordoqui en ofensiva. El número 4, estuvo cerca de generar un penal ante un rebote de Triviño y minutos después sí tuvo su chance desde la pena máxima. Triviño volvió a dar un rebote largo tras un violento tiro libre de Leandro Salituri y Camio, accidentalmente, le cometió falta en el área a Duggan Ots cuando el “7” metía la cabeza y el marcador su pie izquierdo. Ordoqui se hizo cargo de la falta y en una definición característica abrió el pie para estampar el 1-0 verdinegro a los 15 minutos de juego.

Tres minutos más tarde, el “Pela” Salituri aprovechó un tiro libre frontal al arco desde tres-cuartos de cancha y puso el 2-0. Deanes se la jugó en corto y el “8” sacó un sablazo que se desvió en el camino complicando la visual y los reflejos del golero. La Caravana generaba poco y nada e Intocables se mantenía concentrado jugando el duelo como una verdadera final, dado que si ganaba dejaba al campeón de las últimas cuatro ediciones fuera de carrera en la A-1. Así, nos fuimos al descanso.

En el segundo tiempo tuvimos el partidazo que fuimos a ver. Con emociones por doquier, ambos conjuntos mostraron su poderío y se vivió seguramente uno de los cotejos más dramáticos del torneo, de aquí en más. Antes del minuto Franco le bajó la pelota con el pecho a Tomás Inza para que el zurdo eleve apenas su remate. Era un aviso de dos que siempre terminan apareciendo en el marcador.

En la continuidad de esa noche que le era soñada, a los tres minutos Intocables se puso 3-0 en ventaja. “Paco” Saltalamacchia dominó la pelota en mitad de cancha y puso un pase-gol fantástico al pie de Duggan Ots, que sin dudar remató a quemarropa y venció con lo justo a Triviño para desatar la locura de los de Matías Darugna. Caravana pasó la hoja inmediatamente y no lo dejó ni acomodarse a Intocables como para que mantenga la ventaja. Sacó del medio y en una atropellada Casco quedó cara a cara con Cordero, tras una mano involuntaria, definió al cuerpo del “Bachi” y en el rebote Gonzalo Franco volvió a poner a su elenco a dos en el marcador (1-3).

Los de Roldán agarraron una ráfaga feroz en la que se llevaron el mundo por delante e increíblemente empataron un partido que pocos minutos antes estaba en goleada en contra. Con esa mística y también la suerte que acompaña a los campeones, Los Silos quedó anonadado del partido que se estaba disputando.

Un minuto después del gol del “Pocho”, en una jugada llena de rebotes Inza puso el vibrante 2-3. Camio había combinado por izquierda con Franco y había buscado un centro bajo primero y un tiro al arco al pecho de Cordero después. El “Pocho” tomó el rebote del tiro y mandó la pelota al área para Inza, que la controló con el muslo y definió con el arco a centímetros.

Darunga sabía que La Caravana se venía con todo y pidió al instante el “minuto” para ver si pasaba el sacudón. Pero los de Roldán siguieron al acecho y a los 30 segundos de la reanudación del juego volvieron a marcar un tanto. Seguramente el más fortuito de la noche, Heredia tiró un bochazo largo desde mitad de cancha que se le empezó a meter por arriba al “Bachi” Cordero, la pelota pegó en el travesaño, en la cabeza del arquero, nuevamente en el travesaño y le quedó mansita a Gonzalo Franco para que solo la tenga que soplar a la red. 3-3 estaba el score y el punto clasificaba al rojinegro a la A-1.

Quedaban 10 minutos y Martín Camio le terminó de dar el baldazo de agua fría a Intocables, ya sobrepasado. Casco mandó un centro bárbaro al área en un córner y el “Beto” llegó como una tromba por el segundo palo para con un testazo perfecto poner a La Caravana Mágica por primera vez arriba en el marcador. Diez minutos endiablados del máximo monarca del torneo que le permitieron pasar del 0-3 al 4-3 en una nueva muestra de que nunca están muertos hasta que el árbitro pite el final.

En el cierre del partido Intocables intentó con orgullo ir por la hazaña y tuvo alguna que otra chance a la vez que, con Deanes ya de 9, dejó huecos en el fondo que no supo terminar de aprovechar el “Pocho” Franco. Intocables estuvo a centímetros del 4-4, en un potente tiro libre cercano al área que ejecutó Pedro González y que Néstor Rubilar sacó en la línea cuando el arquero ya estaba vencido. Alguno se había animado a cantarlo al igual que un apresurado caravanero, que gritó gol en un mano a mano entre Franco -que el goleador arrancó como los dioses- y Cordero -que ganó de manera notable-.

Con Ordoqui y Ots saliendo por lesión, a Intocables le quedó ir por una séptima falta que nunca fue pitada. Caravana lo aguantó bien en defensa, sin complicarse y cerrando bien los metros finales del ataque rival. El cotejo terminó con triunfo de los de Roldán en un nuevo capítulo épico de su historia, sacando a relucir toda su chapa en este tipo de definiciones para volver a clasificarse a la A-1. Veremos quien se le plantará ahora en este tremendo torneo Clausura que dejó terribles equipazos también en la Intermedia, que será apasionante con elencos de la talla de Intocables, Los Pibes, Puchito’s, La Into, entre otros.

La figura: Martín Camio (La Caravana Mágica). En un duelo que se sacó adelante en equipo y sin una figura individual resonante, el “Beto” fue clave en el empuje de su elenco en el segundo tiempo. Marcó el 4-3 que liquidó la serie y se dedicó a defender la ventaja obtenida. Bien por el capitán.

Comentarios

comentarios